lunes, 23 de febrero de 2009

Otro socio/a honorífico

Desde un comentario nos han dejado una nueva prueba feaciente de que para ser damnificado por la danza oriental no hay límites de edad. Deberíamos crear un consenso común que legisle este tipo de cosas con nuestras parejas que luego más de una está deseando tener descendencia para poder aplicar sobre ella o incluso él todo tipo de frikismos orientales para los cuales por supuesto no se puede contar con el consentimiento del menor. Esperemos que en un futuro no pase a engrosar nuestra lista de damnificados y pueda encauzar su vida después de haber salido por youtube de esa pinta.

Aunque claro quizás estamos ante una nueva promesa jejeje.

6 comentarios:

Cattys dijo...

Pero es un niño o una niña?

ashtart dijo...

menud@ padre o madre friki...
y yo pa mi q es un niño... como le salga un Asi Haskal, ajajajaja

Anónimo dijo...

vaya, que precoz.
seguro que todavia no tiene control de esfínteres, pero ya tiene control sobre el shimy.

Anónimo dijo...

Jajajaja!!! que bello vestuario!!!
Mmmm, será raro pero, yo hago que mi sobrinna de tres años toque los crotalos...seré rara?

Anónimo dijo...

a mi me da un poco de miedo ...

Estrella dijo...

Es una nena, no has visto la camiseta rosa que lleva al final?
Por cierto, anónimo, a mi también me da algo de miedo en la primera canción, sobretodo cuando canta... parece un ritual budú o brujería negra o algo parecido... que yuyu!